Breaking News

¿Y si Mourinho la vuelve a liar? "Este Tottenham podría ser campeón en muchos países de Europa"

José Mourinho no levanta un trofeo desde 2017. En los tres últimos años el portugués ha estado en la sombra, eclipsado por nombres como los de Flick, Zidane, Klopp o Guardiola. Sin embargo, 'The Special One' está resurgiendo.


Su Tottenham ilusiona: no pierde en Premier desde la jornada inicial y ya es segundo a un punto del líder. "Creo que podrían ganar la liga", confesó Harry Redknapp, exentrenador de los 'Spurs', en Sky Sports. El de Setúbal es más cauto, aunque no esconde el potencial de su plantilla: "Este equipo podría ser campeón en muchos países de Europa, la Premier es el más difícil para serlo".

Un Tottenham en la UCI

Mourinho llegó a Londres un 20 de noviembre de 2019, recibiendo ante sí un reto mayúsculo: reanimar a un equipo que, tras haber hecho historia clasificándose para su primera final de UEFA Champions League, se encontraba en la 'UCI', ocupando la decimocuarta posición en la Premier League y sumando únicamente tres victorias de 12 partidos disputados.

A pesar de las buenas sensaciones generadas con su llegada, sumando cinco victorias en siete encuentros de Premier, las lesiones de pesos pesados como Harry Kane y Heung-min Son lastraron las posibilidades del exentrenador del Real Madrid, que se topó con una enfermería plagada. No obstante, el buen final de temporada de los 'Spurs' consiguió situar al equipo en puestos de Europa League.

Un arranque esperanzador

Después de la derrota inicial ante el Everton, los fantasmas de la temporada pasada amenazaban con volver a hacerse hueco en las cabezas de los jugadores. Mourinho no lo ha permitido. Desde la fecha uno de Premier, los 'Spurs' acumulan cinco victorias y dos empates, ante West Ham y Newcastle... ambos accidentales dado que fueron con tantos encajados en los últimos instantes. Hasta la derrota en Europa League contra el Antwerp eran 10 los choques seguidos sin perder.

Dupla Kane - Son

Un inglés y un surcoreano juntos en un equipo de fútbol. Suena al comienzo de un chiste... pero no lo es. Los defensas de los clubes ingleses sufren jaquecas sólo de imaginarse frente a esta exótica pareja. Kane y Son, Son y Kane. Juntos en el norte de Londres desde 2015, ha sido bajo las ordenes de Mourinho cuando han explotado su conexión. Cómo no creer cuando tienes a la segunda mejor sociedad de la era Premier. Con 29 tantos fabricados, los mismos que Agüero y Silva en el Manchester City, están a sólo siete de los 36 de Lampard y Drogba.

 

Los números son descomunales. En 13 partidos Son suma 10 goles y cinco asistencias (ocho y dos en liga). Kane ha disputado un choque más... y va por dígitos dobles: 13 dianas y 10 servicios (siete y ocho en liga). El capitán de la selección inglesa también ha alcanzado cifras redondas: 200 goles en 300 encuentros con los 'Spurs', 150 en Premier.

Después de una última temporada complicada en lo físico, en esta se ha desvelado como un 'playmaker' de primer nivel. Kane está demostrando ser mucho más que un rematador (que no es poco). "Es fascinante ver a uno de los jugadores TOP de la Premier adaptar su juego y aun así seguir marcando goles", aseguró Jamie Carragher a Sky Sports.

Una plantilla mejor que la del United

Cambiar al United por el Tottenham fue un paso hacia delante de Mourinho. Los 'red devils' son el equipo más grande de Inglaterra junto al Liverpool. Sin embargo, la plantilla con la que trabajó el luso en Old Trafford estaba un escalón por debajo de la que dispone hoy en el norte de Londres. Especialmente tras el cierre del mercado.

Al bloque que llegó a una final de la Champions con Pochettino se han sumado refuerzos de calidad: Doherty y Reguilón aportan profundidad en los laterales, Hojbjerg ya se ha adueñado del centro del campo y arriba Kane tiene un suplente de garantías con Vinicius.

Hasta 110 millones en fichajes. Una inversión muy diferente en comparación con la efectuada en la era Pochettino, que en el mercado de 2018 se convirtió en el único club de la Premier en no gastar ni un euro. "No puedes aceptar una oferta del Tottenham sabiendo que la prioridad del proyecto es construir un estadio en cinco años que va a costar, quizá, un billón de euros. Eso va a exigir un esfuerzo del club. Y creo que se tenía que construir. Con este legado, es fantástico intentar ahora pelear por la Premier o la Champions", aseguró Mauricio Pochettino a Sky Sports.

El factor Bale

La vuelta a casa de Gareth Bale es un interrogante, pero apunta a ser la diferencia entre rascar o no metal al final de temporada. Es la guinda para completar un ataque de ensueño junto a Kane y Son. "Desde hace unas semanas se nota que está mejorando", dijo Mourinho.

Si logra recuperar su mejor versión, el portugués dispondrá de un jugador de clase mundial. "Estoy trabajando duro en los entrenamientos y cuando tengo oportunidades", aseguró Bale tras del partido de Premier contra el Brighton, en el que volvió a marcar con los 'Spurs' después de siete años.

Mourinho y sus 'bad boys'

Si hay algo que recriminó Mourinho desde su llegada al conjunto londinense, fue la necesidad de explotar la actitud y rabia de sus futbolistas. Durante el documental de 'Amazon Prime' sobre el club, se pudo observar como el técnico portugués alentaba en más de una ocasión a su plantilla para ser más agresiva, pues los consideraba "un grupo de chicos buenos", y como él mismo les aseguró: "La historia del fútbol ha demostrado que los chicos buenos, nunca ganan".

El propio Kane, capitán de los 'Spurs', fue el primero en pedir perdón y reconocer aquellas declaraciones: "No lo entiendo. No sé si es por pereza o por echarles la culpa a otros, pero es igual en todos los partidos. Tenemos miedo. No se puede tolerar". Y así fue.

El cambio de actitud de los futbolistas esta temporada es claramente notable, dejando el 100% de ellos sobre el campo y siguiendo el esquema de Mourinho, con un ataque vertiginoso y letal. Y lo más importante, con la suficiente fortaleza mental de no sucumbir ante un resultado adverso, como así ocurrió ante el Manchester United, donde los 'red devils' se adelantaron en el marcador de manera temprana y tan solo cinco minutos después, el Tottenham remontó el resultado adverso.

Pinchazos de City y Liverpool

A todas las virtudes del Tottenham se suman las debilidades de los dos equipos que han dominado el fútbol inglés en los últimos tres años: Manchester City y Liverpool. Guardiolanunca había firmado un inicio tan pobre tras cinco partidos de liga (dos victorias, dos empates y una derrota) en toda su carrera. Además, ha sido el peor comienzo de los 'sky blues' en seis cursos.

Todavía lejos de su imagen más brillante también están los de Klopp. Especialmente en defensa, fruto de la grave lesión de Van Dijk o la bajada de rendimiento de Alexander-Arnold. La Premier ha comenzado descontrolada y los Spurs quieren aprovecharlo.

La última liga del Tottenham data de 1961; el último título de 2008. Mourinho ha aterrizado en un club con polvo en las vitrinas. Al de Setúbal le ficharon con la misión de hacer lo que siempre ha hecho: ganar. Esa es la obsesión de la directiva del conjunto del norte de Londres. Después de unos últimos años alejados de la gloria deportiva, 'The Special One' quiere volver a entrar en los libros de historia.