Breaking News

Las 10 cosas que se juega hoy España

España-Alemania de esta noche en Sevilla puede dejar mensajes más allá de saber qué equipo va a representar al grupo 4 en la Final Four del próximo mes de octubre. Lo explicaba ayer Rodri en la rueda de prensa: "Puede ser un buen test de cómo estamos, un partido a vida o muerte como si fuera un cruce de la Eurocopa". ¿Qué cosas se juega hoy la selección?

1- Estar en la fase final

Esa es la más evidente. A España solo le vale la victoria para estar entre las cuatro elegidas. La que salga vencedora de la batalla de esta noche aspirará a ser la primera selección que tenga en su palmarés Mundial, Eurocopa y Liga de las Naciones. A eso, de momento, ya es candidata Francia después de sacar de la carrera a la primera campeona: Portugal.

2. Un camino más corto a Qatar 2022

Las cuatro selecciones que ganen los grupos de la División A quedarán encuadradas en un un grupo de cinco equipo en el sorteo del 7 de diciembre, el de la fase de clasificación para el Mundial de Qatar. Es un detalle importante, porque la Final Four evita el riesgo de viajes largos en octubre de 2021, al margen de que un grupo de 5 es un alivio en un calendario tan cargado.

3. Prueba de madurez

Cualquier partido ante Alemania es una exigencia máxima. En el contexto que llega el de hoy lo es aún más. Para un equipo en formación, como es el de Luis Enrique, salir victorioso esta noche puede suponer un antes y un después. El riesgo que si sale mal las dudas pueden cobrar mucho más cuerpo. Y eso en un equipo tan joven puede ser veneno.

4. Cortar la mala racha

Desde los tiempos de Camacho no encadenaba España tres partidos sin ganar. Ese es el balance los últimos tres partidos. En el caso de no derrotar a los germanos habrá que remontarse a 1988, cuando sumó seis partidos seguidos sin victorias. Solo había nacido Sergio Ramos, porque Busquets lo hizo en julio de 1988. España había cortado la mala racha ganando a Dinamarca en la Euro de Alemania, aunque la era Muñoz se cerró con derrotas: Italia y Alemania.

5- Volver a ganar una primera potencia

La última vez fue en el estreno de Luis Enrique, con el 1-2 en Wembley. A partir de ahí, España no ha derrotado a campeones de Europa o del Mundo: 2-3 con Inglaterra, 1-1 con Alemania, 0-0 en Portugal y 1-1 en Ámsterdam. Ganar este tipo de partidos sirve para mostrar al mundo que al equipo de Luis Enrique hay que avanzarlo una casilla cuando se mire a las grandes citas.

6. El gol

El gran asunto, la gran 'tara' de este equipo. El juego y las ocasiones que genera España no tiene nada que ver con los goles marcados. Tres goles en los últimos cinco partidos es un balance que nada tiene que ver con las llegadas de la selección, la segunda en la cómputo de las cinco jornadas de la Liga de las Naciones. Solo Portugal la mejora. Pero sin gol de poco vale sentirse tantas veces superior al contrario.

7- La idea necesita resultados

"Luis Enrique tiene muy claro qué quiere y cómo lo quiere", dijo ayer Löw. Los partidos de la selección cargan de argumentos la frase del seleccionador alemán. El guión de cada partido ha sido siempre el mismo: presión alta, vivir el campo contrario, velocidad... Pero eso necesita resultados que corroboren la cantidad de cosas buenas que Luis Enrique ve en cada partido de España.

8. Pasar tres meses tranquilos

La selección se despide hoy hasta marzo, cuando arranque la fase de clasificación para Qatar 2022. Serán los únicos tres partidos antes de la lista de 23 para la Euro. Si se gana a Alemania quedara la sensación de que el camino tiene bases sólidas. Si no, Luis Enrique es el primero que sabe que el invierno no será sencillo. El miércoles se cumple un año de su regreso, del terremoto vivido en el Metropolitano. El pase a la Final Four sería un buen apoyo a este año de trabajo, sin olvidar que el gran objetivo es la Euro.

9- La portería

Está más abierta que nunca. El portero que juegue hoy tiene ante sí la oportunidad de dar un golpe de mano. Es un partido grande, gigante, de esos que pueden corregir muchas cosas que llegan torcidas o que pueden quebrar el inicio de algo prometedor. Alemania es adicta al ataque, a generar peligro. De Gea o Unai Simón, porque Kepa parece sin opciones para hoy, tiene ante sí algo muy sevillano, muy de la Maestranza: puerta grande o enfermería.

10. Enganchar a la afición

No es una cosa menor. Entre unas cosas y otras, la gente se ha alejado de la selección por mucho que la Liga de Naciones haya acabado con amistosos de medio pelo. No es raro oír preguntar si lo de hoy es oficial. El golpe de ganar a Alemania en un partido que es como una final seguro que hace que mucha gente desafetcada vuelva a mirar con atención a lo que hace la selección. Lo contrario sería otro paso a no querer saber nada hasta que llegue la Euro.